7 claves de las relaciones duraderas

Trabajar en estas claves puede ayudar a que la relación sea más estable y larga.

¿Va todo bien entre vosotros? Sí, es lo que solemos todos responder, incluso aunque los roces o desencuentros habituales sean cada vez más frecuentes. Si la cosa continúa, la convivencia se hará cada vez más agria y puede llegarse al punto de no retorno. Pero igual podría haberse evitado, antes de llegar ahí.

Pareja madura sonriente

Las estadísticas muestran que en 2017 se casaron 173.600 parejas, lo que es un 0,98% menos que en 2016. Y que, en el mismo año, se divorciaron 102.300 (separaciones y nulidades incluidas), lo que supone un crecimiento del 1%. Ambas cifras se mantienen relativamente estables en los últimos 10 años, pero... son muchas parejas las que se rompen. Y, volviendo al principio, seguro que muchas de esas separaciones podrían evitarse.

En la Universidad de California San Diego se efectuó un estudio, dirigido por el Dr. Robert Epstein, un reputado psicólogo y autor de 14 libros, que investigó en profundidad las relaciones de pareja. Los resultados mostraron que las relaciones más estrechas y duraderas estaban basadas en siete aspectos clave. Los que siguen:

1. Comunicarse

O sea, ser capaz de escuchar al otro, compartir con sinceridad las opiniones y sentimientos, evitar las críticas y animar a la pareja a compartir sus pensamientos -y sentimientos.

Se trata de abrirse al otro y fomentar que él también lo haga, en un ambiente de tranquilidad y libertad. No suena especialmente difícil.

Artículo Relacionado
7 lecciones de felicidad

Cómo dejar de lado el estrés del día a día.

2. Conocer al otro

¿Qué talla de cintura tiene, o qué tamaño de pie? ¿Cuáles son sus comidas favoritas? Si exceptuamos la comunicación, saberlo todo de tu pareja es una explícita manera de mostrarle que te ocupas de él, y te faculta mejor para atender sus necesidades.

Por ejemplo: si llega a casa exhausta, tras una jornada tensa y agotadora, se encuentra con un baño preparado con sus sales de lavanda favoritas y con que has refrescado y abierto un vino blanco que sabes que le encanta... Pensará desde luego que te ocupas de ella, ¿no crees?

3. Encarar los conflictos

Es bastante simple, pero hay que controlar ciertas técnicas. Debéis centraros en el tema que os ha sentado a la mesa, sin que aspectos “colaterales” os distraigan. Hay que estar preparado para disculparse y para perdonar, y también hay que saber concederse una pausa. Vais a estar en desacuerdo, con lo que es mejor hacerlo de la mejor manera posible.

Publicidad

Artículo Relacionado
Lo mejor cuando ataca el estrés

3 actividades básicas que pueden ayudarle a combatir el estrés

4. Cuidarse

¿Tienes previstas las urgencias –las emergencias? ¿Haces ejercicio y te mantientes en buena forma? Hay diversos estudios que muestran que la gente quiere que su pareja se cuide bien. Es una forma de asegurar en lo posible que la relación será larga.

No se trata de que tengas que tener listo tu cuchillo de supervivencia (y que sepas usarlo). Pero sí de que sepas qué hacer si vienen mal dadas, o que tengas listo un plan B si el plan A se tuerce. Esto va a dar a tu pareja una tranquilidad adicional.

5. Conocerse (y ser capaz de gestionarse)

La gente capaz de gestionarse tiene hecho un cuadrito con dos columnas: sus fortalezas en una y sus debilidades en la otra; y siempre tratan de mejorar. Saben cómo enfocar las dificultades y encararlas positivamente y trabajan duro para lograr sus objetivos.

Esta capacidad es de gran ayuda, también, en la vida en general (no sólo en la de pareja), tanto en aspectos profesionales como en las relaciones con terceros.

6. Ser romántico

¿Qué es ser romántico? Pues preguntarle lo que le gusta, por supuesto que incluyendo lo tocante al sexo. Y tenerlo en cuenta. Y cuidar mucho los momentos íntimos, evitando los reproches cuando el sexo no sale como se pretendía. Y manteniéndote atractivo para tu pareja: olvida un poco la cerveza, o los donuts, y busca tiempo para el romance.

7. Controlar el estrés

¿Sabes valerte de la respiración, la meditación, el mindfullness... para ayudarte a combatir el estrés? Si sabes cómo evitarlo o cómo luchar contra él estarás en mucho mejor situación de ayudar –de querer– a tu pareja.

Si no conoces estas técnicas, teclea estrés en el buscador de esta página y encontrarás información completa.


¿Le ha parecido interesante?

1 votos, media: 5 sobre 5

Comparta en Redes Sociales