Melasma

Pregunta

¿Hice mal en hacerme un peeling en verano, aunque no me exponga al sol? ¿Me lo debo hacer ahora, en invierno? ¿Debo seguir poniéndome la crema blanqueadora de noche aunque no me borre las manchas, que ya volvieron a salir? Gracias

Respuesta

Estimada amiga, en primer lugar gracias por ponerse en contacto con NetDoctor. Esperamos que nuestra respuesta le ayude a resolver su problema.

Por lo que nos describe en su e-mail parece que se trata de un melasma. El melasma es un aumento de la pigmentación de color marrón que suele afectar a la cara y que es más frecuente en mujeres. Esta pigmentación, con intensidad y extensión variable, suele afecta a la zona media de la cara: frente, pómulos, mentón y labio superior. No afecta a las mucosas.

La causa no se conoce completamente pero influyen una serie de factores:

La exposición solar es un elemento primordial. Hay un claro empeoramiento en verano o tras una exposición intensa a la luz del sol o a rayos UVA.
Factores genético-raciales, con mayor incidencia en personas de origen hispano u oriental.
Factores hormonales. Es muy frecuente al final del embarazo, así como por toma de anticonceptivos u otros tratamientos hormonales. También puede aparecer en alteraciones de las hormonas tiroideas.
Factores externos. Se ve empeoramiento con cosméticos fotosensibilizantes.
Hemos de decir que no es un problema grave, pero que sí que puede afectar de manera importante a quien lo padece. Su tratamiento no es fácil y la tendencia, a pesar de la mejoría con los tratamientos, es que reaparezca en verano o tras una exposición intensa al sol.

Para conseguir su desaparición es imprescindible una rigurosa y constante fotoprotección tanto frente a rayos UVB como UVA. Por lo tanto, debe utilizarse un filtro solar durante todos los días del año, tanto en verano como en invierno. Parece que el que usted utiliza le deja la piel grasa. Hoy en día existen múltiples protectores solares que no engrasan ni dejan la cara blanca (coméntele a su dermatólogo que le recomiende uno de estas características).

Complementariamente, existen tratamientos despigmentantes que inhiben la formación de melanina:
Hidroquinona a concentraciones entre el 2% y el 5% durante varios meses. Puede irritar (como parece que ha ocurrido en su caso) y despigmentar de forma irregular.
Acido azelaico al 20% durante meses.
Acido kójico al 1-3%.
A estos fármacos se les ha asociado, potenciando su efecto, ácido retinoico, corticoides, arbutina y ácido glicólico.

Otros tratamientos complementarios son los peeling, tanto superficiales como medios, y el tratamiento con algunos láseres donde se prevé un mayor desarrollo en los próximos años.

Actualmente los tratamientos más eficaces son las mascarillas despigmentantes, que suelen llevar en su composición varios de estos despigmentantes a diferentes concentraciones. Se suelen aplicar en la cara durante varias horas y después de retirar la mascarilla la piel puede estar roja e inflamada durante varios días.
Normalmente estos tratamientos se realizan después del verano, ya que si se llevan a cabo en los meses previos a una exposición solar, la mejoría será efímera, puesto que probablemente el melasma vuelva a reaparecer tras la exposición al sol.

En todos los tratamientos del melasma debemos tener claro que:
El melasma superficial responde mejor.
Sin protección solar no suele haber buenos resultados.
Un tratamiento agresivo puede desencadenar una pigmentación postinflamatoria más acusada que el melasma original.
En cualquier caso, nuestra recomendación es que siga los consejos de su dermatólogo, que es el especialista que mejor conoce este problema y le recomendará el mejor tratamiento en función de la respuesta a los que ya ha utilizado.

Esperamos que nuestra respuesta le haya ayudado a resolver su problema.

Cordialmente,
Dr. Daniel Candelas Prieto.


¿Le ha parecido interesante?

Comparta en Redes Sociales