Hipertensión y sofocos

Pregunta

Desde hace dos meses, noto que me pongo acalorado y con la cara roja. Me toman la tensión arterial y parece ser que la tengo alta. Sobre todo la mínima más alta que la máxima. ¿Voy a padecer hipertensión? Muchas gracias.

Respuesta

Lo primero de todo que quiero aclararle es que el síntoma que usted me comenta -acaloramiento y enrojecimiento facial- no es una manifestación habitual de hipertensión arterial esencial, que es la enfermedad hipertensiva más prevalente (es decir, la que más padece todo el mundo) en nuestra sociedad.

La hipertensión esencial es la enfermedad en la cual se demuestra un incremento de la presión arterial sistólica (la máxima) por encima de 160mm de mercurio, y/o de la presión arterial diastólica (la mínima) por encima de 85mm de mercurio, en cualquier edad, en cualquier sexo, y sin que se pueda haber constatado una causa médica objetivable (que los médicos llamamos causa primaria) de esa elevación.

Esta enfermedad, la hipertensión esencial, es tanto más frecuente en personas de edad más avanzada y se suele controlar de modo muy eficaz en casi la totalidad de los casos gracias al abundante abanico de medicamentos antihipertensivos de los que afortunadamente disponemos.

Cuando en una persona se diagnostica hipertensión es importante que el médico determine si se trata de una hipertensión esencial o de una hipertensión que surge como consecuencia de una enfermedad de base, como puede ser una enfermedad renal, una enfermedad cardíaca, vascular, endocrino-metabólica, etc.

Para ello, en algunos pacientes es necesario realizar algunas pruebas diagnósticas con el fin de descartar esa posible enfermedad de base que provoca secundariamente la hipertensión. Si se descarta tal enfermedad de base se llega de modo automático a un diagnóstico (que los médicos llamamos de exclusión) de hipertensión arterial esencial y se instaura el tratamiento más adecuado para el paciente concreto.

En la práctica habitual no siempre se lleva a rajatabla el descartar una hipertensión secundaria, porque prácticamente el 99% de los pacientes con cifras elevadas de tensión padecen hipertensión arterial esencial sin más.

Sin embargo, sí que es obligado el intentar descartar una causa primaria de una hipertensión, como le he comentado, cuando existe algún signo o síntoma extraño, que no sea habitual y que pudiera estar relacionado con esa enfermedad de base de la que le he venido hablando, que entre otras manifestaciones, tuviera la de incrementar la presión arterial.

En su caso, y al tratarse de un hombre joven, el padecer los sofocos que me ha comentado (en medicina lo llamamos "flushing" facial) mi recomendación es que acuda al médico a comentar este problema porque sí que parece prudente investigar la posibilidad de que su hipertensión pueda tener una causa concreta.

Cordialmente,
Dr. Alfonso Santiago Marí.


¿Le ha parecido interesante?

4 votos, media: 4.75 sobre 5

Comparta en Redes Sociales