Dolor al correr (periostitis)

Pregunta

Habitualmente hago ejercicio, corro, bicicleta, escalada, etc. Corro una vez a la semana, 8km en 50min y suelo tener agujetas pero a los dos días desaparecen. Esta vez, tuve agujetas hace tres semanas y desde entonces me sigue doliendo. ¿Es posible que sea una tendinitis? He leído que los anti-inflamatorios no son buenos, el problema está en que el dolor está situado entre la rodilla y el tobillo. Y está ligeramente inflamado justo al lado de la tibia en ambas piernas, justo en el mismo lugar. ¿Qué podría tomar y cuánto tiempo tengo que estar en reposo? Tengo pensado en octubre realizar una ascensión en los Pirineos. Muchas gracias.

Respuesta

Gracias por depositar su confianza en NetDoctor.

Sin poder hacer diagnóstico sobre ningún caso, y recomendándole previamente que consulte con su médico su problema, sí que puedo decirle que lo que le ocurre es muy típico de un trastorno denominado periostitis.

La periostitis es la inflamación producida en el periostio, que es la capa externa que cubre los huesos y en la que se insertan las fibras de los tendones musculares. Este tipo de inflamación suele presentarse muy típicamente en deportistas, sobre todo corredores, y se produce por una tracción mecánica excesiva de los músculos que se insertan en el hueso, siendo la localización más típica la de la tibia.

Cuando surge la periostitis tibial el deportista siente un dolor a cada zancada que se acrecienta con la duración e intensidad de la carrera. Por ello, la actitud que se debe tener cuando tenemos este problema es la de dejar dicha zona en reposo hasta que desparezca la inflamación, es decir, tomarse unos días de descanso. Si el dolor es intenso es útil aplicar hielo para calmarlo, y también se recomienda extender una pomada inflamatoria sobre la zona durante varios días.

La periostitis es una inflamación que casi todo deportista ha experimentado en alguna ocasión en su vida, sobre todo al iniciar el deporte cuando no se estaba acostumbrado, cuando se corre sobre terrenos muy duros, o cuando se ha decidido realizar pautas de ejercicio más exigentes de las habituales, pero se trata de un problema que desaparece en cuestión de días o pocas semanas si se permite al cuerpo disolver la inflamación mediante el reposo deportivo y se previene en el futuro haciendo una planificación adecuada del ejercicio.

Cordialmente,
Dr. Alfonso J. Santiago Marí.


¿Le ha parecido interesante?

Comparta en Redes Sociales