Dolor agudo de estómago

Pregunta

Hace tres semanas padezco un dolor en la boca del estómago que no está relacionado con la ingesta de alimentos sino que es constante, ya me levanto con dolor y a la vez dolor en la zona lumbar (riñones) que a veces durante unos minutos se hace insoportable y me dan náuseas. Tengo cita en mi médico, pero la semana que viene y la verdad estoy bastante molesta ¿A qué puede deberse este dolor? ¿Están asociados?

Respuesta

Pueden ser varias cosas y, desde luego, entiendo que debería ser examinada a la mayor brevedad posible. Una posibilidad es que acuda directamente a un servicio de urgencias hospitalario donde será atendida y evaluada.

Las posibles enfermedades que se me ocurren son:
Epigastralgia (dolor en el epigastrio o boca del estómago) relacionada con algún proceso gástrico, como úlcera gastroduodenal (poco probable en este caso dado que es usted una mujer joven [30] que no comenta antecedentes gastrointestinales).
Pancreatitis aguda: cursa con intenso dolor en la boca del estómago, habitualmente irradiado a la espalda en cinturón, náuseas y vómitos, pérdida de apetito y de peso, etc. Es una enfermedad potencialmente grave que requiere asistencia hospitalaria urgente. Pero de nuevo me parece poco probable en su caso por la misma razón expuesta anteriormente (salvo que haya desarrollado piedras en la vesícula que se hayan desplazado y obstruido el conducto en el que drena el páncreas al duodeno).
Colelitiasis o piedras en la vesícula biliar: cursa con dolor cólico en el hipocondrio derecho (debajo de las costillas derechas) y en la boca del estómago, irradiado también a la espalda y acompañado de náuseas y vómitos y en ocasiones el paciente se pone amarillo (es una posibilidad frecuente en mujeres, aunque no tan jóvenes).
Cólico renal, una causa muy frecuente de dolor lumbar y en una de las mitades del abdomen, acompañado de náuseas y vómitos y, habitualmente, de molestias urinarias.
O, simplemente, una gastritis o inflamación del estómago por algún alimento, sin mayores consecuencias, que se resolvería con un tratamiento inhibidor de la secreción del estómago.
Estos serían a priori mis diagnósticos diferenciales pero sería preciso una evaluación médica con examen físico y determinadas pruebas complementarias (análisis de sangre y orina, radiografía del abdomen o del tórax, etc.) que debería hacer un médico.

Mi consejo es que si la situación está tan mal como comenta no espere a su cita y acuda a un servicio de urgencias hospitalario.

Cordialmente,
Dr. Salvador Pertusa Martínez


¿Le ha parecido interesante?

101 votos, media: 4.05 sobre 5

Comparta en Redes Sociales