Piedras en el riñón: un fármaco para facilitar la expulsión

Las piedras, o cálculos, renales pueden provocar rápidamente un dolor extremo, y expulsar esos cálculos es el objetivo inmediato de los pacientes. Es el llamado cólico nefrítico.

Las piedras en el riñón deben salir por los uréteres y el proceso es muy doloroso

Un estudio reciente muestra que el fármaco tamsulosina puede mejorar la expulsión de un cálculo renal grande, aunque no de los pequeños.

"Los cálculos pequeños habitualmente salen solos, así que no es demasiado sorprendente que la terapia farmacológica no ayude en este estudio", dijo el Dr. Warren Bromberg, del Hospital Northern Westchester, en Mt. Kisco, Nueva York.

Pero "cualquier cosa que ayude a expulsar un cálculo grande, que de otra forma llevaría a un dolor prolongado y a una intervención quirúrgica, vale con mucho la pena", afirmó Bromberg.

El estudio fue dirigido por el Dr. Jeremy Furyk, del Hospital de Townsville en Queensland, Australia, y mostró que, entre los pacientes con cálculos grandes (de entre 5 y 10 milímetros), más o menos el 83 por ciento de los que tomaron tamsulosina expulsaron los cálculos, frente al 61 por ciento de los que recibieron un placebo.

"La noticia sobre los cálculos renales pequeños no son positivas, pero la tamsulosina parece ofrecer un beneficio a los desafortunados cuyos cálculos renales son realmente grandes", dijo.

Lamentablemente, "para los pacientes con cálculos renales pequeños, el tiempo parece ser la única cura", planteó Furyk.

El estudio se publicó el pasado julio en la revista Annals of Emergency Medicine. Puede acceder a él aquí.

.

¿Le ha parecido interesante?

37 votos, media: 4.27 sobre 5

Contenido Relacionado

Comparta en Redes Sociales