La peor contaminación, la del carbón

Las partículas de contaminación atmosférica producidas al quemar carbón son mucho más peligrosas para la salud que las provenientes de otras fuentes, indica un estudio reciente..

A igualdad de peso, las partículas de la quema del carbón suponen cinco veces más riesgo de muerte

Los investigadores analizaron datos recogidos de 450.000 personas en cien ciudades de EE. UU. entre 1982 y 2004. El equipo del Langone Medical Center, en Nueva York, halló que la exposición a las partículas de las emisiones de combustibles fósiles se asocia a un aumento en el riesgo de enfermedad cardiaca. Estos combustibles incluyen el carbón, el crudo y el gas natural.

Los investigadores encontraron que, a igualdad de peso, las partículas resultantes de la quema de carbón suponen un riesgo cinco veces mayor de morir de enfermedad cardiaca. El tamaño de las partículas se mide en diezmilésimas de pulgada (diámetro), dimensión conocida como PM 2.5.

La principal fuente de emisiones de gases de efecto invernadero en el mundo es la quema de combustibles fósiles (electricidad, calefacción y transporte).

La contaminación atmosférica mata entre tres y siete millones de personas al año en el mundo, según la Organización Mundial de la Salud (OMS). Las emisiones de carbón son un factor importante de esta crisis de salud pública, señalaron los autores del estudio. Las emisiones se deben reducir inmediatamente tanto para bajar la cantidad de muertes provocadas por la contaminación del aire, como para evitar el efecto invernadero, señalaron los investigadores.

"Estudios anteriores de este tipo daban por sentado que todas las partículas PM 2.5 tienen la misma toxicidad, independientemente de su origen", señaló en un comunicado de prensa del Centro el director del estudio, Dr. George Thurston, del Centro citado.

"Nuestros resultados indican que, a igualdad de peso, las partículas por la quema del carbón contribuyen unas cinco veces más al riesgo de mortalidad por enfermedades cardiacas que la partícula de contaminación PM 2.5 promedio en Estados Unidos", añadió.

Los investigadores también encontraron que las partículas PM 2.5 de la tierra transportada por el viento y de quemar madera y otras biomasas eran insignificantes en términos del riesgo de muerte por enfermedades cardiacas.

El estudio se publicó en la revista Environmental Health Perspectives. Puede leer un resumen aquí.


¿Le ha parecido interesante?

2 votos, media: 5 sobre 5

Contenido Relacionado

Comparta en Redes Sociales