Los jóvenes no hacen caso de los síntomas de ictus

La incapacidad de contar hasta diez, de sonreír como siempre (en lugar de hacerlo "de un solo lado") y de dar correctamente palmas son síntomas inequívocos de un accidente cerebro-vascular, o ictus.

De hecho, ante la sospecha de ictus son las tres cosas que debe pedirse que haga al enfermo. El tratamiento inmediato –llamar al 112 o al 061 o llevar al paciente al servicio de Urgencias más próximo– es fundamental para lograr una recuperación. Si pasan más de tres horas el pronóstico empeora drásticamente.

Sólo de omeprazol, hay al menos 45 especialidades en España

Bueno, pues una encuesta muestra que hasta tres cuartas partes de los adultos jóvenes retrasaría ir a urgencias si tuvieran síntomas de ACV.

"El tratamiento inmediato del ACV es probablemente más importante que casi todos los demás problemas médicos que hay", comentó en un comunicado de prensa de la Universidad de California Los Ángeles (UCLA) el Dr. David Liebeskind, del Centro Médico Ronald Reagan de dicha universidad. Puede acceder al comunicado aquí (inglés).

"El plazo para iniciar el tratamiento es muy limitado, porque el cerebro es muy sensible a la falta de flujo sanguíneo o al sangrado, y cuanto más espera el paciente, más devastadoras son las consecuencias", añadió.

¡Recuerde!

Ante la sospecha, tres cosas que debe hacer el enfermo.

Si no es capaz de hacer alguna de las tres adecuadamente, a Urgencias de inmediato.

  • Contar hasta diez
  • Sonreír
  • Dar palmas

En la encuesta, los investigadores preguntaron a más de mil personas en todo Estados Unidos qué harían en un periodo de tres horas tras tener síntomas de ACV, como debilidad, entumecimiento y dificultades para hablar o ver.

Entre los menores de 45 años, apenas un tercio dijeron que sería muy probable que fueran al hospital, según la encuesta. Y el 73 por ciento dijeron que probablemente esperarían para ver si sus síntomas mejoraban.

Desde mediados de los 90, los casos de ACV entre las personas menores de 45 años han aumentado en hasta un 53 por ciento, apuntaron los autores del estudio.

"Se debe buscar atención médica en cuestión de minutos, más que de horas", dijo Liebeskind. "Simplemente no hay tiempo que perder. Es un mensaje que debemos llevar claramente a las personas más jóvenes de forma más efectiva".


¿Le ha parecido interesante?

5 votos, media: 4 sobre 5

Contenido Relacionado

Comparta en Redes Sociales