Huevos y riesgo cardiovascular

El colesterol, claro

La enfermedad de las arterias coronarias del corazón sigue siendo la principal causa de muerte en muchos países occidentales. Dado que la llamada fracción LDL del colesterol (el “colesterol malo”) se ha identificado como uno de los principales factores de riesgo de enfermedad cardiovascular, las guías sobre la dieta para prevenir estas enfermedades recomiendan la reducción del colesterol de la dieta a menos de 300 mg/día.

Medida docena de huevos, uno cascado

Cada huevo contiene unos 200mg de colesterol

©NetDoctor-Justesen

Hasta 200mg de colesterol por huevo

Los huevos son una fuente primordial de colesterol de la dieta, ya que un huevo contiene por término medio unos 200 mg de colesterol.

Pero no todo es malo

Por otra parte, los huevos contienen otros nutrientes como sales minerales, ácido fólico, vitamina B, proteínas y ácidos grasos monoinsaturados que podrían reducir el riesgo de enfermedad de las arterias coronarias del corazón.

Mientras que algunos estudios han mostrado asociaciones positivas entre el colesterol de la dieta y el sanguíneo, otros no han hallado efecto alguno. Existe una gran variabilidad en la respuesta individual al colesterol de la dieta. En cualquier caso, es importante determinar el beneficio o el daño netos del consumo de huevos como un alimento completo.

El estudio

Los autores de este estudio se plantearon evaluar de forma prospectiva si el consumo de huevos se asociaba con un mayor riesgo de infarto agudo de miocardio, ictus o trombosis cerebral y todas las causas de muerte. Además, evaluaron la influenza de la diabetes mellitus tipo 2 y la historia de hipercolesterolemia como posibles modificadores de efecto de estas asociaciones.

El proyecto usó datos del estudio de salud de los médicos que pretendía estudiar el efecto de aspirina a dosis baja y beta-carotenos en la prevención primaria de enfermedad cardiovascular y cáncer entre médicos varones americanos. Finalmente participaron en el estudio más de 21.000 pacientes que informaron de su consumo de huevos mediante un cuestionario específico.

Los resultados mostraron que la mayoría de la población estudiada consumía, por término medio, un huevo a la semana. El consumo de huevos no se asoció con una mayor incidencia de infarto agudo de miocardio o los diferentes tipos de ictus cerebral. Mientras que el consumo de huevos de hasta 6 por semana no se asoció con aumento de riesgo de todas las causas de muerte, el consumo de 7 ó más huevos por semana se asoció con un 23% más de riesgo de muerte, tras controlar los diferentes factores de confusión.

Peor en los diabéticos

Un hecho llamativo fue que los investigadores apreciaron una asociación significativamente más fuerte entre el consumo de huevos y todas las causas de muerte entre individuos diabéticos que entre los no diabéticos (dos veces el riesgo de muerte entre individuos que consumían 7 ó más huevos por semana que entre los que consumían menos de 1 huevo por semana).

No más de 6 huevos semanales

Los autores concluyen que sus datos sugieren que el consumo de 6 ó menos huevos por semana no tiene importantes efectos sobre el riesgo de enfermedad cardiovascular y muerte y que el consumo de 7 ó más huevos por semana se asoció con un riesgo modestamente mayor de mortalidad global en médicos varones americanos. Sin embargo, entre los individuos diabéticos cualquier consumo de huevos se asoció con un riesgo incrementado de todas las causas de muerte y hubo pruebas sugestivas de un mayor riesgo de infarto agudo de miocardio e ictus en estos pacientes.

Egg consumption in relation to cardiovascular disease and mortality: the Physician´s Health Study.Luc Djoussé, J Michael Gaziano. Am J Clin Nutr 2008; 87: 964-9.
Publicidad

.

¿Le ha parecido interesante?

Comparta en Redes Sociales