Los fumadores duermen menos

Un reciente estudio apunta que los fumadores duermen menos y que, además, su sueño es menos reparador que los no fumadores.

La nicotina tiene efectos estimulantes

Los autores investigaron a un grupo de 1.100 fumadores en Alemania. Los resultados mostraron que el 17 por ciento de ellos dormía menos de seis horas diarias y que el 28 tenía un sueño “alterado”, comparados con análogas investigaciones en un grupo de 1.200 no fumadores, que mostraron un 7 y un 19 por ciento, respectivamente.

Efectos estimulantes de la nicotina

Cabe considerar, según los autores, que esto no supone una prueba de que fumar altere directamente el sueño. Pero sí podría influir de forma directa en hábitos más comunes entre los fumadores que entre los no fumadores. Por ejemplo, hacer menos ejercicio o permanecer más tiempo despiertos, lo que podría afectar a su descanso, según detalló el doctor Stefan Cohrs, de la Universidad de Medicina de Berlín-Charite.

También deben tenerse en cuenta los efectos estimulantes de la nicotina, apuntó Cohrs. Además, mencionó diferentes estudios que muestran que dejar de fumar mejoraba la calidad del sueño de los ex-fumadores. "Si un fumador tiene problemas para dormir, ahí tiene otro buen motivo para dejar de fumar", añadió.

La mala calidad del sueño no sólo empeora el rendimiento diurno: algunos estudios la han asociado con enfermedades como obesidad, diabetes y cardiopatías.

El estudio

El nuevo estudio, publicado en Addiction Biology, incluyó a 1.071 fumadores y 1.243 no fumadores “sin trastornos mentales que pudieran favorecer la adicción al tabaco o aumentar la sensibilidad a los trastornos del sueño".

Se siguió un protocolo estandarizado para evaluar la calidad del sueño. Más de una cuarta parte de los fumadores tenía el sueño "alterado". Esto quiere decir que ese grupo tenía "alta probabilidad" de padecer insomnio, según precisó Cohrs.

Hay muchos factores que alteran la calidad del sueño. El equipo de Cohrs pudo detectar entre otros, la edad, el peso y el consumo excesivo de alcohol. Aun así, el tabaquismo se mantuvo asociado con la mala calidad del sueño. Cohrs insistió en que la causa más probable es la nicotina.

El autor añadió que mejorar la calidad del sueño se suma a los innumerables beneficios de dejar de fumar.

.

¿Le ha parecido interesante?

Contenido Relacionado

Comparta en Redes Sociales