Algunos mayores con las placas cerebrales del Alzheimer conservan la memoria

Un nuevo estudio plantea la posibilidad de que exista "algo" que les protege el cerebro

Constituye un sorprendente hallazgo: las autopsias cerebrales realizadas a algunos mayores de 90 años que gozaban de excelente memoria antes de su fallecimiento mostraban signos inequívocos de Alzheimer. Los cerebros de todos ellos mostraban las placas de proteínas características de la temible enfermedad.

No está claro el significado y el alcance del descubrimiento. Los investigadores dudan de que los ancianos estuvieran en fases iniciales de la enfermedad y todo hace pensar que algo en su organismo -en su cerebro- podía haber evitado el desarrollo de los síntomas propios del Alzheimer.

Artículo Relacionado
7 cosas que hacer para proteger de la edad al cerebro

Unos pocos cambios de estilo de vida pueden lograr una mejor salud mental.

"La conclusión previa es que hay factores que protegen a algunas personas" contra las proteínas que se cree que provocan Alzheimer, dijo el autor del estudio, Dr. Changiz Geula, de la Northwestern University, en Chicago.

"Urge investigar estos factores, pues definirlos podría ayudar a proteger los cerebros de los enfermos y evitar el declive que provoca la enfermedad”, añadió.

Los científicos piensan que son pequeñas acumulaciones de materia –placas– las que provocan la disrupción nerviosa propia de la enfermedad. Pero algunas investigaciones han mostrado que esas ‘obstrucciones’ cerebrales no necesariamente conducen al Alzheimer.

Artículo Relacionado
La nueva droga contra el Alzheimer podría ser la mejor noticia sobre demencia en 25 años

Los expertos, cautos pero esperanzados: el avance más relevante sobre el Alzheimer en los últimos 25 años.

Lo que motivó este nuevo estudio fue comprender mejor el vínculo entre las placas y el Alzheimer. Para ello, los investigadores examinaron el cerebro de 8 personas de entre 90 y 99 años que habían mostrado en vida un nivel alto en pruebas de memoria, más un nivel normal en otras pruebas cognitivas y de pensamiento.

Los cerebros de tres de ellas mostraban señales de Alzheimer; y se encontró que las células del área cerebral responsable de la memoria estaban más intactas que en los cerebros de otras personas con demencia.

Una posible explicación es que había "algo" en estas personas mayores que protegió las células nerviosas contra los efectos de las placas, dijo Geula. Pero no está claro qué es ese algo.

Además de buscar ese factor, añadió Geula, es necesario realizar pruebas genéticas para ver si estas personas poseían factores genéticos heredados que podrían protegerlas contra el declive propio de la enfermedad.

El estudio se presentó en la reunión anual de la Society for Neuroscience, en San Diego.


¿Le ha parecido interesante?

4 votos, media: 4 sobre 5

Comparta en Redes Sociales