¿Adicto al trabajo? Su riesgo de accidente cerebro-vascular puede ser más alto

Millones de trabajadores que hacen muchas horas-extra podrían tener más probabilidades de sufrir un accidente cerebrovascular (ACV), según un estudio reciente.

El riesgo del sedentarismo es tan alto como el que supone fumar

"Trabajar muchas horas se asocia con un aumento significativo en el riesgo de ACV, y quizá también de enfermedad cardiaca coronaria", señaló el director del estudio, Dr. Mika Kivimaki, del Colegio Universitario de Londres, en un comunicado de prensa de la revista The Lancet. Puede acceder al comunicado aquí.

"Moraleja: busquen tiempo para la actividad física, asegúrense de seguir una dieta adecuada, cuidado con el alcohol y mantengan buenos hábitos de sueño".

En el estudio, el equipo de Kivimaki observó datos de 25 estudios que incluyeron a más de 600.000 hombres y mujeres de Estados Unidos, Europa y Australia. Se siguió la salud de los participantes durante un promedio de 8,5 años.

El estudio mostró que las personas que trabajaban 55 horas o más por semana tenían un 13 por ciento más de probabilidades de contraer una enfermedad cardiaca que las que trabajaban el estándar, que es de 35 a 40 horas por semana.

Cuantas más horas trabajaban, mayor era su riesgo de ACV, encontró el estudio. En comparación con los que trabajaban el número normal de horas semanales, el riesgo de ACV era un 10 por ciento más alto entre los que trabajaban de 41 a 48 horas, y un 27 por ciento más alto entre los que trabajaban de 49 a 54 horas.

¿Por qué podría un horario más prolongado afectar a la salud? Los autores del estudio dijeron que varios factores:inactividad física, tasas más altas de consumo de alcohol y niveles más altos de estrés podrían tener la culpa.

Claro que una solución -simplemente trabajar menos- no siempre está al alcance del empleado.

"Muchos no pueden reducir su horario laboral", dijo, así que "debemos comenzar a cambiar la mentalidad de la sociedad y educar al público sobre el hecho de que la actividad física debe formar parte de la ecuación para un envejecimiento saludable y la prevención de la enfermedad".

Además, el estudio encontró que "las trabajadores con horarios largos tienden a no hacerse chequeos periódicos", anotó. "Ahora que algunas empresas promueven programas de salud, con algo de suerte esto cambiará".

"El riesgo es casi igual de malo que fumar, que aumenta el riesgo de ACV en alrededor de un 50 por ciento", comentó. "Aunque no lo sabemos con certeza, la explicación más plausible es el desencadenamiento crónico del estrés que conlleva trabajar muchas horas, la presión para rendir y no tener tiempo suficiente para la familia, los seres queridos y el descanso en calma".

.

¿Le ha parecido interesante?

1 votos, media: 5 sobre 5

Comparta en Redes Sociales