Empleados de oficina: de pie al menos dos horas

Los oficinistas y, en general, cualquiera que trabaje sentado en un escritorio, deben asegurarse de estar de pie al menos dos horas durante la jornada laboral para evitar las consecuencias negativas de estar sentado demasiado tiempo, sugiere una nueva investigación.

Se vinculan los periodos prolongados sentado con mayores riesgos de enfermedades graves y muerte prematura.

Conviene dividir gradualmente los periodos prolongados en que se está sentado hasta permanecer de pie cuatro horas al día, aconseja un panel de expertos internacionales. Además de hacer caminatas regulares durante el día laboral, los empleados que se sienten en escritorios pueden optar por escritorios en que puedan estar sentados y de pie, o por puestos de trabajo que les obliguen a estar de pie.

Las recomendaciones se basan en un análisis de investigaciones que vinculan los periodos prolongados en que se está sentado con mayores riesgos de enfermedades graves y muerte prematura.

"Están surgiendo evidencias claras de que un primer paso 'conductual' debe ser simplemente hacer que la gente esté de pie y se mueva con más frecuencia como parte de su jornada laboral", informaron los autores.

Aumentar la cantidad de tiempo de pie podría ser una meta más fácil de conseguir que animarles a hacer más ejercicio diario, apuntaron los investigadores en un comunicado de prensa.

El informe fue comisionado por la Public Health England, una agencia del Departamento de Salud de Reino Unido, y otra organización británica, la Active Working Community Interest Company.

Otras recomendaciones del panel para los empleados de oficina incluyen:

  • Muévase. Estar de pie en un solo lugar durante demasiado tiempo puede tener efectos nocivos para la salud. Cambiar su postura o posición, o una caminata breve, pueden reducir el riesgo de dolor musculoesquelético y fatiga.
  • Las empresas deben advertir a su personal sobre los riesgos de salud asociados con estar sentado demasiado tiempo, o con ser sedentario tanto en la oficina como en casa.
  • Las empresas pueden invertir en la salud de su personal al diseñar ambientes laborales que fomenten más actividad.

El estudio se publicó en la revista British Journal of Sports Medicine. Puede acceder a él, en inglés, aquí.

.

¿Le ha parecido interesante?

5 votos, media: 5 sobre 5

Contenido Relacionado

Comparta en Redes Sociales