Tomar medicamentos

¿Son seguros los medicamentos?

Antes de que se ponga a la venta cualquier medicamento en España, la Agencia Española del Medicamento (AEM) comprueba que realmente sirve para lo que está indicado. Además, la Agencia investiga los posibles efectos secundarios. No obstante, muchos medicamentos todavía tienen componentes con el potencial de causar efectos que pueden ser tóxicos, e incluso graves, si se toman en exceso.

Siempre hay que seguir las instrucciones atentamente y el prospecto debe leerse atentamente antes de tomar el medicamento.

Algunos medicamentos sólo pueden adquirirse con prescripción del médico, mientras que otros pueden comprarse en la farmacia. En cualquier caso, un uso inapropiado de los medicamentos suele ser peligroso para la salud.

¿Cómo y cuándo deben tomarse medicamentos?

Siempre hay que seguir las instrucciones atentamente y el prospecto debe leerse atentamente antes de tomar el medicamento. Todos los medicamentos deben llevar instrucciones que expliquen la dosis y el uso correcto. Algunos tipos de medicamentos deben tomarse a intervalos regulares, mientras que otros pueden tomarse más esporádicamente. En algunos casos, el medicamento debe tomarse o antes, durante, o después de una comida.

¿Es seguro beber alcohol cuando se están tomando medicamentos?

Es importante conocer la siguiente información sobre el alcohol y sus efectos, cuando se toma cualquier tipo de medicamento:

  • El alcohol agrava la somnolencia que causan ciertos medicamentos. Por esta razón, no se debe consumir alcohol cuando se toma un medicamento con este efecto secundario. Debe consultarse el prospecto que acompaña al medicamento, para saber si es compatible o no con el alcohol.
  • Los medicamentos que se administran para combatir el alcoholismo pueden causar reacciones graves si se consumen incluso con pequeñas cantidades de alcohol.
  • Incluso si se indica que el medicamento no causa somnolencia o reacción negativa ante el alcohol, debe tener cuidado al beber alcohol cuando esté enfermo.
  • También existen medicamentos que se metabolizan peor a través del hígado cuando se consume alcohol. Por esa razón pueden incrementar su efecto o su toxicidad. Si tiene dudas consulte a su médico sobre esta cuestión.

¿Es seguro conducir cuando se están tomando medicamentos?

En algunos medicamentos, como los sedantes, los analgésicos fuertes o los antihistamínicos (recetados para las alergias, fiebre del heno o erupciones), se advierte sobre el riesgo de conducir después de tomarlos. Como regla general, tenga cuidado al conducir si está tomando medicamentos. Consulte a su médico o farmacéutico para saber si es seguro conducir bajo los efectos del medicamento que esté tomando.

¿Es seguro tomar diferentes tipos de medicamentos al mismo tiempo?

Al tomar diferentes tipos de medicamentos al mismo tiempo, es importante saber lo siguiente:

  • Pueden causar trastornos en el estómago, variaciones del ritmo intestinal o cambios de las bacterias del intestino (esto es muy frecuente con los antibióticos).
  • Un medicamento puede alterar el modo en que se transporta otro medicamento en la sangre. Esto afectará la efectividad de un medicamento concreto para combatir la enfermedad para la que ha sido prescrito.
  • El modo en que el cuerpo inactiva un medicamento puede ser alterado por otro. Esto puede tener un efecto positivo o negativo en el organismo.
  • Compruebe siempre qué medicamentos pueden tomarse juntos. Los siguientes consejos le ayudarán:
    • El médico debe conocer toda la medicación que esté tomando, ya que tendrá en cuenta esta información al prescribirle medicamentos nuevos o adicionales.
    • Los medicamentos, ya sean recetados o adquiridos directamente en la farmacia, incluso si son vitaminas o hierbas, pueden interferir unos con otros. Por tanto, es recomendable pedir consejo al médico o farmacéutico.

¿Cuáles son los posibles efectos secundarios?

Los medicamentos pueden producir reacciones no deseadas en los pacientes. Esto se conoce como efectos secundarios, y se mencionan en las instrucciones que acompañan a los medicamentos, aunque la mayoría no son prolongados ni representan un riesgo grave para la salud.

Si un medicamento comporta un riesgo elevado de efectos secundarios graves, se informará al paciente cuando se le prescriba. Nadie puede predecir si un paciente experimentará efectos secundarios ni en qué medida, por eso es vital que el paciente informe al médico si aparece alguna reacción extraña. Si esto ocurre, puede ser necesario dejar de tomar el medicamento e intentar otro tratamiento distinto. El médico podrá aconsejar al paciente sobre si los efectos secundarios superan los beneficios del medicamento.

Publicidad

. .

¿Le ha parecido interesante?

6 votos, media: 4.83 sobre 5

Contenido Relacionado

Comparta en Redes Sociales