Áreas de Salud
Enciclopedia
Noticias
Servicios de Salud
Publicidad

Cistitis

¿Qué es la cistitis?

La cistitis es una infección de la vejiga que provoca escozor al orinar y una necesidad de ir al baño con mucha frecuencia. A menudo el término se utiliza erróneamente para referirse a diversas infecciones e irritaciones de las vías urinarias inferiores.

¿Saber más?

Consulte nuestra secciones 'Urología' y 'Salud Femenina' y encontrará muchos artículos de interés.

    ¿Por qué se padece cistitis?

    La causa más frecuente de la cistitis es una infección provocada por bacterias intestinales que, desde el ano, llegan a la uretra (la uretra es el conducto que lleva la orina desde la vejiga hasta el exterior) y desde aquí hacia la vejiga. Se produce sobre todo en las mujeres, ya que tienen una uretra mucho más corta. En condiciones normales, la orina es estéril, es decir, en ella no hay bacterias ni ningún otro microbio.

    Sin embargo, se pueden tener bacterias en la vejiga por diversos motivos, sin que aparezca ningún síntoma. Cuando una persona es incapaz de vaciar por completo su vejiga al orinar, se habla de retención de orina. Esta pequeña cantidad de orina que siempre queda en la vejiga puede acabar contaminándose de bacterias que hagan daño al revestimiento interno de la vejiga (mucosa vesical) y provoquen la infección. Otras situaciones que pueden facilitar que las bacterias pasen a la uretra son:

    Consultas al médico

    Vea en 'Pregunte al médico' las consultas efectuadas por nuestros usuarios y respondidas por NetDoctor. Le sugerimos:

    • Higiene íntima incorrecta: la cistitis es especialmente frecuente en las mujeres. Las mujeres y las niñas deben limpiarse los genitales de delante a atrás, y no al revés, para evitar que las bacterias del intestino lleguen a la uretra.
    • Anomalías congénitas del aparato urinario: en caso de infecciones repetidas del aparato urinario, especialmente en los niños o varones jóvenes, es necesario descartar la existencia de una anomalía congénita (de nacimiento) del aparato urinario, que impida que la vejiga se vacíe por completo.
    • Aumento de tamaño de la próstata: cuando la próstata aumenta de tamaño (hipertrofia prostática benigna), impide que la vejiga se vacíe totalmente, con lo que suele quedar permanentemente un residuo de orina en la vejiga.
    • Pacientes con sonda vesical: todos los pacientes que necesitan una sonda para orinar tienen bacterias en la vejiga, aunque generalmente no tengan síntomas. Al cambiar la sonda, se pueden producir pequeñas lesiones que pueden aumentar el riesgo de infección -cistitis- o incluso de infección de la sangre.
    • Embarazo: cuando una mujer embarazada tiene bacterias en la orina es necesario realizarle dos cultivos de orina, independientemente de si tiene o no síntomas. Si en los dos cultivos aparece el mismo tipo de bacterias hay que tratar la infección, ya que si no se hace existe el riesgo de que se produzca una pielonefritis (infección ascendente en los riñones), o un parto prematuro (en la última etapa del embarazo).
    Seguir leyendo > Otras causas posibles. Síntomas
    123Siguiente

    Dr.  John Macfarlane  (especialista en Cirugía Urológica) , Dr.  Paul Klenerman  (especialista en Enfermedades Infectocontagiosas) .

    Última versión: 2011-06-12