7 maneras probadas de combatir el estrés

Cuando estás sometido a tensiones es difícil disfrutar de la vida. Te puedes encontrar despierto a mitad de la noche con la mente en ebullición, saltando como un resorte con quienes te rodean, con constantes cambios de humor y hasta con problemas de salud, como tensión muscular, dolores de cabeza o problemas digestivos, desde dolores de estómago hasta estreñimiento.

En realidad, una de las miles de funciones del cuerpo es pasar por cortas situaciones de estrés, con secreciones de adrenalina, que nos motiva a seguir en la lucha diaria y, en general, nos hace reaccionar frente a situaciones anómalas o peligrosas. Pero en la vida moderna no nos enfrentamos a situaciones extremas, sino a una constante presión, una tensión generada por problemas de todo tipo: laborales, personales, familiares, ambientales y, claro está, financieras.

Mujer muy cansada, ante el ordenador

¿El resultado? Las hormonas relativas al estrés están presentes la mayoría del tiempo. Y, con el tiempo, esto afecta a la salud. El estrés va asociado no sólo a la salud mental –con problemas como la depresión– sino a la salud cardíaca, por ejemplo.

Cualesquiera que sean los factores que te provocan estrés, hay cosas que puedes hacer para minimizarlo. Aquí te presentamos 8 de ellas, de efectos comprobados.

Artículo Relacionado
Lo mejor cuando ataca el estrés

3 actividades básicas que pueden ayudarle a combatir el estrés

1. Date un baño de naturaleza

En Japón, que es de donde procede la técnica, lo llaman shinrin-yoku, y no, no necesitas traje de baño. Es un baño, pero eso, de naturaleza. Una investigación de la Universidad de Essex mostró que el tiempo pasado en un entorno completamente natural es una firma de levantarte el ánimo. Y otros estudios, japoneses éstos, aseveran que caminar por el bosque es particularmente beneficioso para eliminar el estrés.

2. Da las gracias: adopta el agradecimiento

Apunta cinco cosas por las que te sientas agradecido. Este simple hecho te va a hacer sentirte mejor y también dormirás más a gusto, según un estudio llevado a cabo en los Estados Unidos. Prueba a hacerlo cuando estés sobrepasado y podrá cambiarte inmediatamente tu estado mental.

Artículo Relacionado
7 lecciones de felicidad

Cómo dejar de lado el estrés del día a día.

Publicidad

3. Ponte música

No nos referimos a ese chill-out más o menos de moda. Hablamos de la música que te gusta, la que te hace sentirte bien. De modo que ponte tus cascos, sube el volumen, y verás como la tensión disminuye. Y también la tensión arterial: la música relaja el sistema circulatorio y restablece el flujo sanguíneo, ayudándote a relajarte.

4. Aprende cuándo necesitas estar rodeado y cuándo solo

Cada persona es un mundo, en este particular. Hay quien necesita reunirse en soledad consigo mismo, en completo silencio, para recuperar la tranquilidad. Pero si eres extrovertido y disfrutas con gente a tu alrededor, puedes encontrar que estar mucho tiempo solo te deprime.

Puede valer cualquiera de las dos cosas, ya sólo depende de tu propio gusto y personalidad.

Hombre paseando solo

5. Activa tu "mindfulness"

Ya sabes lo que es el mindfulness: grosso modo, concentrarte en lo que estás haciendo. Y también has oído hablar de la "meditación midfulness": simplemente sentarte y concentrarte en tu propia respiración. Puede no ser fácil, y en última instancia, hay diversas apps en internet que te pueden guiar para lograrlos plenamente.

Si, con todo, crees que no eres capaz, pasa a una actividad que requiera toda tu concentración: puede ser cocinar, podar tus rosales o jugar al tenis, o a las cartas. Tendrá los mismos beneficios.

Artículo Relacionado
10 signos de que puede ser algo más que estrés

Cómo saber si los problemas van más allá del día a día

6. Muévete

Está probado que el ejercicio ayuda a eliminar el estrés. Los químicos –hormonas– secretados durante el ejercicio están ahí para motivarte, recompensando tu esfuerzo y ayudándote a eliminar el estrés. El ejercicio cardiovascular, que hace bombear al corazón, se ha mostrado más efectivo que otras actividades más tranquilas, pero cualquier cosa que te guste y disfrutes valdrá. (¿Por qué no un “hula-hoop” o una cuerda de saltar?)

8. Cuida lo que bebes

Es tentador recurrir al café para espabilarte cuando necesitas estar al cien por cien, o al alcohol para relajar tensiones después de un día duro. Pero el exceso de cafeína te puede poner nervioso mientras que el alcohol, por su parte -aunque sea temporalmente relajante- te puede crear un estado de ansiedad al día siguiente. Prueba en cambio con una infusión tranquilizante, como la vieja manzanilla.

Publicidad

Artículo Relacionado
7 maneras de ayudar a alguien con ansiedad

Decir “no te preocupes” NO es una de ellas

.

¿Le ha parecido interesante?

1 votos, media: 5 sobre 5

Comparta en Redes Sociales