7 formas de prevenir las hemorroides

Las hemorroides son bultos situados en el borde del ano debidos a la dilatación de las venas y la congestión de la sangre. Inicialmente se localizan dentro del ano (hemorroides internas), pero posteriormente pueden exteriorizarse (hemorroides externas).

Plano de las piernas de una mujer sentada en el WC

Las hemorroides pueden ser muy dolorosas, simplemente molestas o incluso no producir ningún síntoma.

Pueden causar inflamación, picor, secreción de moco y sangrados, y a veces resultan muy molestas y dolorosas.

Artículo Relacionado
5 indicios de que hay que beber agua

Si ha tenido problemas, tan dispares como dolor de cabeza, encías inflamadas o estreñimiento…

Aunque rara vez se habla abiertamente de ellas, por su naturaleza embarazosa, son extraordinariamente comunes y se piensa que hasta un 80% de nosotros las padece en algún momento de la vida.

A continuación proporcionamos 7 consejos para prevenirlas.

1. Beba mucha agua

Una de las maneras más seguras de prevenir las almorranas es mantenerse muy bien hidratado. Beber mucha agua ayuda a evitar el estreñimiento, pues incrementa los movimientos intestinales (la peristalsis). El estreñimiento es causa en muchas ocasiones de las hemorroides, pues el esfuerzo necesario para defecar provoca presión en los vasos sanguíneos de la zona.

2. Mantenga un peso adecuado

El sobrepeso es una causa común de las hemorroides, por la presión adicional a que somete a los músculos rectales. Quienes tienen sobrepeso deberían hacer un esfuerzo para mejorar su dieta y aumentar el nivel de actividad física para perder esos kilos. Mantener un peso adecuado es una de las mejores formas de prevenir las hemorroides.

3. Haga ejercicio

A estas alturas, las bondades del ejercicio son conocidas por todos. Entre ellas, la prevención del estreñimiento. Las personas sedentarias deben hacer lo posible por levantarse de la silla y moverse un poco, digamos cada media hora, por ejemplo. O pueden cambiar su rutina, emprendiendo alguna actividad física, ya sea nadar o simplemente pasear. Cuando estamos sentados presionamos de alguna forma los vasos de la zona rectal, de modo que la actividad física ayudará a prevenir la aparición del trastorno.

Con todo, hay que tener en cuenta que no todo tipo de ejercicio va a ser de ayuda. Los que exigen esfuerzo y presión en los músculos abdominales, como levantar pesos, pueden causar la formación de hemorroides.

Publicidad

Artículo Relacionado
20 laxantes naturales

20 productos completamente naturales que pueden servir de ayuda con el estreñimiento.

4. Coma más fibra

La utilidad de la fibra como prevención de las hemorroides es bien conocida. Se trata de mantener el sistema digestivo en buen funcionamiento, de modo que comer más frutos secos, verduras, cereales integrales y legumbres servirá de buena ayuda y mantendrá un adecuado nivel de fibra en la ingesta. Servirá para que el momento de la defecación requiera menos esfuerzo, lo que contribuirá a evitar las hemorroides.

5. Evite la comida basura y el alcohol

La comida grasa y procesada es un factor adicional para las personas proclives a la formación de hemorroides. Estos tipos de alimentos contienen pocos nutrientes y fibra y, si se ingieren regularmente, pueden causar digestiones pesadas y estreñimiento.

Se deberían evitar también las bebidas alcohólicas. No sólo alteran el deseable equilibrio intestinal, sino que causan deshidratación, lo que provoca estreñimiento. Limitar la cantidad de alcohol ayudará a evitar los problemas.

6. Déjelas estar

Los síntomas de las hemorroides son variables: pueden ser muy dolorosas, simplemente molestas o incluso no producir ningún síntoma. En muchos casos pueden desaparecer a los pocos días de manifestarse si se siguen algunas pautas. Para evitar que empeoren, beba mucho líquido y puede acercarse a hablar con su farmacéutico, que podrá proponer alguno de los muchos medicamentos de venta libre (sin receta). Hay muchas pomadas, cremas o geles disponibles.

Para ayudar a eliminar las molestias, pruebe lo siguiente:

  • Evite hacer esfuerzos durante la defecación.
  • No use papel higiénico a secas, sino toallitas húmedas. Ahora las hay biodegradables.
  • Mantenga bien limpia la zona, idealmente con agua.

Si las hemorroides empeoran a pesar de estos consejos, será la hora de consultar con su médico de familia. Hay varios tratamientos disponibles, desde inyecciones locales para su cicatrización hasta la extirpación quirúrgica. Su médico podrá recomendar lo más adecuado.

Artículo Relacionado
6 cosas que pasan cuando no se bebe suficiente agua

Desde tensión más alta a disminución del metabolismo: beber poca tiene un coste

.

¿Le ha parecido interesante?

4 votos, media: 3.50 sobre 5

Comparta en Redes Sociales